Quienes Somos Productos Puntos de Venta Apiterapia Apiarios Album Recetas Contacto Bibliografia

Miel de abeja Multifloral La miel es una sustancia alimenticia producida por las abejas melíferas domésticas, con el néctar de las flores o de las secreciones procedentes de partes vivas de las plantas que se encuentran sobre ellas, a las cuales añaden diversos fermentos, enzimas y materias específicas propias existentes en su tubo digestivo, luego de este proceso Las abejas depositan el producto de sus recolecciones en las celdillas de los panales, donde tiene lugar la maduración de la miel por la transformación de los azúcares y una pérdida considerable de agua.
La miel es un alimento natural muy energético que sirve como edulcorante, ingrediente para cocinar, remedio casero y combustible de primera para quienes hacen deporte.
De hecho, el Laboratorio de Nutrición de la Universidad de Memphis califica la miel como la mejor alternativa energética para el ejercicio, puesto que retrasa la aparición de la fatiga debido a que al hígado le supone poco esfuerzo trasformarla en glucosa. En su composición entran más de 60 sustancias diferentes con propiedades antibióticas, antiinflamatorias y desinfectantes procedentes de las plantas empleadas por las abejas en su elaboración.
El producto de la colmena más conocido es la miel. Sus propiedades alimenticias son conocidas de antiguo. Además de ser un buen edulcorante, es un carbohidrato de alto valor energético (3,3 cal/g), rico en azúcares, ácidos naturales, minerales, proteínas, aminoácidos, enzimas y otras sustancias, que se incorpora al torrente sanguíneo en 15 minutos. El azúcar tarda de dos a cuatro horas en ser metabolizado. Además, según el Dr. Moisés Asís y otros terapeutas, la miel no produce caries, ya que su contenido de sacarosa es muy bajo y, además, se disuelve muy rápidamente en la boca. Composición y Valores Nutritivos La miel es realmente un producto biológico de composición compleja, y es además muy diversa. No deberíamos hablar de miel, sino de mieles, como se habla de vinos o quesos.
• Está compuesta de un 20% aproximado de agua. • Un 80% de hidratos de carbono procedentes de sus azúcares: 38% de fructosa, 32% de glucosa, 5% de sacarosa, 7% de maltosa y el resto de isomaltosa, erlosa, rafinosa y otros (cada cucharita de 4gr. aproximados de miel contiene 1g. de glucosa). • Proporciona unas 330 cal/100 gr. • Sales minerales de fácil asimilación ricas en: potasio, calcio, hierro, fósforo, magnesio, manganeso y cobre. • Las vitaminas presentes en la miel, aunque en pequeñas dosis, a diferencia de las presentes en frutas y verduras, no se pierden de una forma rápida en su almacenamiento, sino que se conservan durante largo tiempo. Destacan la vitamina A, C, D, E, K, y el grupo B. • Muy rica en Enzimas: díastasa, amilasa, invertasa, catalasa, peroxidasa y lipasa.
Ácidos orgánicos: málico, vínico, cítrico, láctico, oxálico, fosfórico, acético y fórmico. Este último le confiere sus propiedades antisépticas. Propiedades
La miel es muy digestiva, por lo que puede emplearse en enfermedades estomacales. Sus propiedades terapéuticas son muchas. ¿Quién no toma leche con miel cuando está resfriado?. Alivia la tos, el dolor de garganta, tiene propiedades sedantes y mejora el funcionamiento corporal. • Alimento ideal para niños, estudiantes, ancianos, convalecientes y deportistas. • Problemas de hipertensión e hipotensión, problemas cardíacos, artritis, reuma, estreñimiento, dispepsia, acidez e insomnio. • Descongestiona bronquios y pulmones, suaviza la garganta. • Aftas bucales (en enjuagues). • Uso cosmético por sus propiedades suavizantes y antiinflamatorias. • La inflamación de las hemorroides (en uso externo). • Al ser un alimento alcalino no suele causar problemas de asimilación en personas con disfunciones digestivas, siendo de gran ayuda en la cicatrización de úlceras de estómago y duodeno. • Su riqueza en potasio la convierte en bactericida, impidiendo el desarrollo de caldos de cultivo, por lo que se utiliza desde la antigüedad como conservante de alimentos y de platos cocinados, a los que enriquece con su sabor. • Actúa como un eficaz desinfectante y cicatrizante de heridas. • Su composición mayoritariamente de azúcares la convierten en un producto energético que permite la alimentación muscular inmediata, siendo por ello no solo de utilidad a deportistas, sino a personas aquejadas de una musculatura deficiente, incluido el miocardio, por lo que resulta ideal para personas mayores con problemas cardíacos y convalecientes.